Rankia España Rankia Argentina Rankia Argentina Rankia Chile Rankia Chile Rankia Colombia Rankia Colombia Rankia México Rankia México Rankia Perú Rankia Perú Rankia Portugal Rankia Portugal Rankia USA Rankia USA
Acceder

Situación de Banco Santander post-Ampliación

Después de que se haya producido la ampliación de capital Banco Santander por 7.500 millones y la reducción del dividendo en un 66% hasta 0,20€, vamos a dar una pincelada sobre cómo se queda ahora la empresa para afrontar el futuro. ¿Ha sido una buena decisión? ¿Cómo le afectará a la cotización? ¿Seguirán otros bancos los mismos pasos?

Impacto de esta decisión sobre Banco Santander

El Beneficio por Acción podría reducirse un 5% en 2015 y un 7% en 2016 al haber más accines en circulación. La reducción total del dividendo para el ejercicio de 2015 es del 67% y del 61% para el 2016. Esta operación aumenta el core capital en unos 134 puntos, lo que le llevaría a acabar el año alrededor del 10% en cuanto a Full Loaded Basilea III Common Equity Tier1 (CET1).  

Banco Santander (SAN)

Econtramos algunos aspectos positivos, como el cambio de CEO, la mejora del capital a travésde los criterios de solvencia de Basilea III y el cambio de la política de dividendo, que según lgunos analistas consideraban excesivo porque perjudicaba la creación de valor de la compañía, permitirá más opciones de estrategia al Banco. 

La posición financiera del grupo mejora respecto al resto de bancos, situándose en una posición importante a nivel internacional. 

La valoración de Santander

Aunque muchos analistas consideran que esta decisión de Santander es positiva para el largo plazo, el precio de mercado de Santander respecto a la valoración de dichos analistas no invita a tomar posiciones. No obstante en el actual periodo de tipos de interés bajos, algunos inversores pueden sentirse atraídos por las acciones de Santander debido a su bajo riesgo por al buena solvencia conseguida tras esta operación y con una rentabilidad por dividendo estimada alrededor del 3%

A pesar de esta situación algunos analistas prefieren esperar a valoraciones más bajas para plantearse entrar en el valor. El 2 de febrero presenta resultados.

Aspectos de valoración de Banco Santander

  • El dividendo por acción en 2015 será de 0,20€/acción tal y como se ha anunciado y se espera que a partir de ahí aumente entre el 30 y el 40%. Algunos analistas consideran que en 2016 puede aumentar hasta los 0,24€/acción.
  • El Ratio CET1 ratio Fully Loaded se espera por encima del 10% en 2015 y cerca al 11% en 2016. (en 2019 por Basilea III será obligado superar el 10%). 
  • El ratio Activos tangibles entre número de acciones se espera de 1,95 en 2014, 1,66 en 2015 y 1,52 en 2016.
  • El Pay Out (proporcion de beneficios que se distribuyen en forma de dividendo será del 35% en 2015 y del 40% en 2016. El número de acciones aumentará un 9% en 2015, un 6% en 2016 y un 3% en 2017. 
  • El valor neto de los activos se espera que aumente en 2015, 2016 y 2017 a tasas del 7%, 12% y 17% respectivamente. 
  • El ROTE (rentabilidad sobre el patrimonio tangible) se verá reducido un 8% en 2015, y un -15% en 2016.
Beneficio por Acción

Según algunos analistas el Beneficio por Acción se espera que aumente hasta alrededor de los 0,60€/acción, esto tendría sentido siempre y cuando el dividendo que deja de distribuir lo emplea en reinvertirlo en el Grupo obteniendo un mayor beneficio esperado. Aún así, es mucho suponer puesto que hasta ahora Santander pagaba el «dividendo» en forma de Scrip dividend, que al final no es ni siquiera un dividendo. Tan sólo se considera dividendo si se cobrara en efectivo a cambio de perder participación en el capital del Banco. 

Algunos analistas, como Santiago López, consideran que el Beneficio por Acción se tiene que revisar a la baja, desde 0,60€/acc hasta 0,57€/Acc para 2015 y un -7% para 2016, hasta 0,59€/acción respecto a los anteriormente calculados 0,63€/acción. Debemos saber que si va a aumentar el número de acciones y el beneficio del grupo se mantiene en las previsiones, el Beneficio por Acción caerá.

Uno de los aspectos negativos se refiere a la política de dividendo, pues los scrip dividends no son dividendos como tal, por eso ha estado tanto tiempo permitiéndose pagar esos 0,60€ como si fuera un dividendo. De hecho uno de los problemas que ven algunos analistas es que la mayoría de lo captado en la ampliación de capital se acabará destinando de nuevo a los inversores en forma de dividendo en efectivo.

¡Sé el primero en comentar!
Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar