¿Qué hacemos con la bolsa?

La bolsa se encuentra entre la espada y la pared ante la situación macro en Europa frente a la posible actuación del BCE en cuanto a política monetaria. Un incremento de los estímulos, o un programa de relajación cuantitativa por parte del BCE tendría la capacidad de impulsar las bolsas. Pero por otra parte encontramos a debilidad de la situación macroeconómica europea, que si se complica, podría hacer caer a las bolsas. Según recomiendan algunos analistas, quienes confíen en la fortaleza de la recuperación económica, es un buen momento para entrar en bolsa, con el apoyo de las medidas del BCE. 

BCE Mario Draghi

Por otra parte algunas casas de anáisis se muestran optimistas respecto al mercado bursátil, pues aseguran que es complicado ver correcciones severas en bolsa teniendo los tipos de interés en mínimos. Es más, una posible subida de tipos de interés en Estados Unidos, podría provocar a su vez subidas en las bolsas. Esto se debe a que no hay evidencia histórica de que subidas de tipos hagan caer la bolsa en escenarios de recuperación económica.

Cuando la recuperación económica se consolida, la subida de tipos progresiva ayuda a combatir la inflación, lo que empezaría a descontar un escenario de crecimiento, tanto para la economía como para los beneficios empresariales. 

Por tanto para esta semana y la próxima debemos destacar sobretodo el discurso de Mario Draghi y los datos macroeconómicos de PMI, producción industrial en Alemania y empleo en Estados Unidos el próximo viernes.

¿Existen motivos para comprar bolsa? 

Según algunas casas de análisis existen motivos por los que comprar, aunque otros analistas son más cautos por el aspecto macro, como he comentado anteriormente. A continuación algunos de los motivos favorables para estar largo en bolsa (a nivel mundial).

Los beneficios empresariales en Estados Unidos siguen creciendo a un buen ritmo (superior al 10%). En Europa las previsiones de crecimiento de beneficios parece que empiezan a dar síntomas positivos, dato que tendremos en cuenta a medida que vayan saliendo resultados en los próximos trimestres.

El aspecto macroeconómico en Europa no es bueno, la economía está estancada después de pasar por dos recesiones durante la crisis. El crecimiento en Europa acumula tan sólo tres triemstres consecutivos. Aunque hay indicadores en máximos, como la confianza del consumidor, el nivel de ventas minoristas se encuentra en mínimos. 

Como hemos dicho en el anterior artículo: «Relajación cuantitativa» del BCE y el futuro de la bolsa, el BCE podría llevar a cabo si es necesario un programa de «Quantitative Easing» a través de sus instrumentos particulares de política monetaria. Quizá este mismo jueves anuncie que podría realizar si es necesario un QE particular, o quizá lo deje para más adelante, esta incógnita la resolveremos el jueves. 

Como sabemos un aumento de la masa monetaria de Europa en términos relativos a la de Estados Unidos haría debilitar el Euro. Esto se produciría en caso que el BCE expanda balance. Si el BCE aumenta la masa monetaria y ésta crece a un mayor ritmo que la de Estados Unidos, el euro se debilitaría facilitando las exportaciones de los países del Euro a países con moneda extranjera. 

Los bajos tipos de interés permiten aumentar la valoración de las empresas así como el bajo precio de refinanciación. Además los dividendos de las empresas a nivel global están aumentando y la mayoría de las empresas del MSCI Europe pretenden incrementar el dividendo. 

¿Qué puede hacer el BCE?

Se espera una bajada de tipos de interés, tanto del tipo de facilidad de crédito como de depósito, reducir el coste de los TLTRO (Operaciones de refinanciación a largo plazo condicionadas) y aumentar el TLTRO. Quizá anuncie también compra de activos soberanos, pero es una incógnita de momento.

En función de cómo evolucione la economía con las medidas que anunció en el pasado y que seguirá implementando hasta final de año el BCE irá actuando, con mayor o menor intensidad. Por el momento existen dudas en el corto plazo, aunque hay que tener en cuenta que el BCE está dispuesto a apoyar en caso que sea necesario, para cumplir su objetivo de inflación del 2%. Este objetivo lo lograría con medidas no convencionales, que podrían beneficiar al mercado de activos (bolsa y renta fija). 

Actualmente tendremos tipos bajos, y en este escenario es difícil ver importantes correcciones en los mercados, salvo tensiones geopolíticas o eventos que puedan surgir. Tras las palabras de Draghi tendremos un poco más de luz sobre la situación. No me extrañaría un discurso en esta línea:

En función de cómo vayan las medidas anunciadas estaremos preparados para actuar para mantener el objetivo de estabilidad de precios en el 2%...

Dando a entender que está ahí, pero sin acabar de concretar algo nuevo, dejando actuar a las medidas que ya anunció anteriormente. El jueves se despejarán algunas dudas.

 

  1. en respuesta a Comstar
    #2
    04/09/14 09:13

    Una solución podría ser crear un escenario de inflación elevada para reducir el nivel de endeudamiento, pero como dices los bonistas se verían muy perjudicados.

  2. #1
    03/09/14 18:36

    A como lo veo yo, ya no es la FED la que sirve para el esquema de Shadow banking, sino que ahora es el BCE. Esto me dice que ya el Shadow Banking que rescata a los bancos americanos ya está llegando a su límite con la FED.

    ¿El Shadow banking llegará a un límite?
    https://www.rankia.com/blog/comstar/1784769-shadow-banking-llegara-limite

    Si el gasto se va a dedicar a la guerra fría con Rusia, se estará incurriendo en mero consumo, y no en levantar aparato productivo. Pero ese Shadow banking también tendría que llegar a su límite. El QE del BCE sería simplemente un rescate del BCE a los bancos americanos. Y como EUA está tratando de no endeudarse en la segunda guerra fría, endeudarán a Europa.

    Ahora que si se piensa mas bien sostener las insostenibles finanzas de esos bancos americanos con "reformas", el resultado no sería crecimiento, sino recesión, porque la inflación castiga a los bonistas y la recesión les aumenta la rentabilidad.

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar