6
Este contenido tiene casi 14 años


Como tengo un precioso perro, adquirido hace muy poco tiempo y con el que suelo dar pequeños paseos diariamente, he podido comprobar, una vez le libero de la correa y le dejo revolotear a sus anchas, que efectivamente, como afirmaba Enrique Gallego en su magnífica charla, a corto plazo mi perro "Puskas" olisquea lo que le da la gana y se desvía de mi trayectoria cuanto quiere, si bien sin perderme de vista y confluyendo de vez en cuando, y por su puesto a medio/largo plazo al lugar en que yo me hallo. Puesto que soy una gran aficionado a la Valoración de Empresas (en realidad de toda suerte de activos) y devorador de libros harto complicados para mis entendederas, había leído en multidud de ocasiones la frase de Machado tan manida de "Sólo el necio confunde valor y precio", pero nunca que el precio es el perro y el valor el amo, a cuyos brazos (o pies) acaba siempre acudiendo el animal.

Sólo se trata de una especie de fábula -de gran enseñanza-, que junto con la del "mendigo tonto" del que se ríen los viandantes cuando todos los días le dan limosna y le dejan escoger entre una moneda de gran valor y una de pequeño valor optando siempre el "tonto" por la de inferior valor, nos ha obsequiado esta mañana Enrique. El mendigo tonto, por cierto se puede equiparar con el Inversor a largo plazo en carteras diversificadas a la caza de "sólo" el 8% de rentabilidad COMPUESTA -¿dónde hay que firmar?- anual, mientras que los que de él se burlaban, acaso puedan ser equiparados con los legítimos "buscapelotazos". ¿Quién de los dos logrará la independencia financiera?
 
Enorme pregunta le ha formulado Fernando, de si era partidario de emplear dinero del que se disponga en aumentar el peso en Inversiones (Bolsa) o en cambio, de aprovechar a reducir parte de la Hipoteca. Enrique Gallego, como hice yo, humildemente, hace algún tiempo, recomienda, o eso es lo que he entendido, comprar valores y efectuar Inversión sistemática de activos (lo cual le imploro nos enseñe a hacer en sus próximos posts, con ejemplos para los que no somos muy listos). De todas formas, me pregunto, y dejo ahí la pregunta para quien quiera responder, si...tal y como está la bolsa ahora, y siendo deudor de préstamo hipotecario de gran tamaño, con cuotas mensuales elevadas, si por arte de birli y birloque me encuentro con 60.000 Euritos, ¿no sería lo más eficiente desde el punto de vista de la rentabilidad/riesgo a estos niveles de Bolsa (Ibex 15.ooo y pico, emergentes por las nubes, subprimes, inmobiliarias...) cancelar toda la deuda posible y..... a dormir?

Siento haberme perdido la mitad del encuentro, pero todavía hoy para mí, mi familia es mi mayor activo y tenía compromiso ineludible con ellos.

Muchas Gracias a Rankia, fenomenal encuentro. Mucho nivel!

Un gusto haber conocido en persona a Miguel, Juan Such, Fernando, y a Alfonso Ballesteros.

Espero que se haga realidad lo del Club, al que desde ya me apunto (si queréis).

  1. #6
    27/11/07 20:59

    Si en algún momento E. Gallego se pronunciase a escribir sobre la Inversión Sistemática, no te quepa duda que no solo lo hará con el rigor al que nos tiene acostumbrados, sino de tal forma que todos podamos entenderle.

    Un saludo
    Valentin

  2. #5
    27/11/07 15:11

    Valentín:

    Espectacular comentario: riguroso y acertadísimo.

    Me quedo para mi caso particular, habida cuenta de mi sostenibilidad económica (incierta) y equilibrio psicológico (aún por descubrir) por incorporarme al Nuevo plano de Inversión (plano 2º de la parte inferior de tu comentario): "Moviéndonos en el primer plano fundamental explicado, si la situación fuere de cancelar 40 mil Euros de hipoteca e invertir 20 mil Euros, nuestro razonamiento sobre la inversión es que derivado de la reducción de la cuota, podemos realizar aportaciones periódicas (cada 3 meses, cada 4 meses o cada año), y así continuar rentabilizando nuestro ahorro".
    Me ha gustado tanto que además, voy a emplear el mismo porcentaje +/- aportado en el mismo (33% Invest y 67% cancelación), con el objeto de lograr con el ahorro de cuota cash mensual para ir invirtiéndo períodicamente (si lo pongo a buen recaudo de mi amada esposa) la Inversión Sistemática de la que espero un día nos escriba "CON EJEMPLOS para tontos como yo! Enrique Gallego.

    Gracias Valentín. Nivelazo!

  3. #4
    27/11/07 14:39

    Alberto, somos todos nosotros “la comunidad rankiana”, quienes agradecemos de todo corazón a todos y cada uno de los autores de los blogs por brindarnos con vuestras lecturas y trabajos bien hechos. Agradecimientos que bien deberían mencionarse con más frecuencia, porque de verdad os lo merecéis.

    No vamos a dejar esa última duda que mencionas sin contestación. Me refiero a la siguiente:
    “y por otra parte, mi duda también es si puesto que toda cartera debe tener un % de Liquidez, decía Enrique Gallego que el andaba por el 35% y esta no da nada de rendimiento o muy pequeño, si no haría las veces de liquidez la eliminación de deuda”.

    Un primer plano:
    Ya mencioné en el mensaje anterior el tema de la banda en la cual cada uno debe posicionarse. Como estamos acostumbrados a ver posicionamientos en ejes de coordenadas, intentaré explicar explicarme en ese plano bidimensional en espera de que se me entienda un poco mejor.

    El eje vertical (a) representa “el grado de sostenibilidad económica del inversor particular concreto en el horizonte de la inversión”. El eje horizontal (b) refleja “el grado de equilibrio psicológico del inversor particular concreto ante los –imponderables- que acontezcan durante el horizonte de la inversión”.

    Sobre (a):
    La inversión en Renta Variable ha de ser considerada a largo plazo. La razón es obvia, véase por ejemplo el artículo de ERRE en Rankia – Que rentabilidad esperar de los mercados –.
    Una pronunciada caída al inicio de la inversión precisa de una serie de años para recuperarse. Y si la pronunciada caída se produce al final del horizonte de la inversión, te machaca la rentabilidad, pero obtienes el principal invertido. Lo importante aquí en (a) es invertir esa justa cantidad de dinero que ante “imponderables, me refiero a situaciones adversas que hagan caer la bolsa, no impliquen que tengas que sacar el dinero justo en su peor momento.

    Sobre b):
    Aquí me refiero, a que cuanto mayor sea la cultura financiera del inversor: es decir, más años de experiencia práctica tenga en los mercados financieros, cuanto mejor conozca el comportamiento de los mercados,... mayor será su equilibrio psicológico con respecto a su inversión, provocándole no salir del mercado en su peor momento.

    En el eje de coordenadas podríamos representar, trazando líneas o curvas, zonas de peligro o riesgo.

    Dicho lo anterior, de lo que se trata es que el inversor encuentre su punto óptimo entre el grado de sostenibilidad económica y el grado de equilibrio psicológico en ese plazo que solemos denominar como horizonte de inversión.

    Intentemos ponerlo en práctica en el caso de cancelación de hipoteca y de los 60 mil Euros:
    - Tu tienes tres opciones:
    1. dedicar los 60 mil Euros a cancelar la hipoteca.
    2. dedicar los 60 mil Euros a no cancelar nada de hipoteca y dedicarlos a inversión.
    3. Situaciones intermedias, por ejemplo dedicar 40 Euros a cancelación de hipoteca y 20 mil Euros a inversión.

    Los análisis de (a) y (b) te posicionarán en el eje de coordenadas y el arte está en encontrar cual es tu situación intermedia.

    El resultado de todo este proceso, es que obtenemos un plano fundamental en el que ubicarnos con respecto a nuestra situación real en un mundo real.


    Dicho todo lo anterior, para mí parece obvio trabajar sobre el explicado plano fundamental.

    Un segundo plano
    Una cartera pura de Renta Variable, es decir, en la que es posible y además se pretende intencionadamente estar completamente invertido en los mercados, puede que por determinados motivos “puntualmente” tenga una posición más o menos alta en liquidez. Este pudiere ser el caso de E. Gallego o el de otros inversores. Pero en este plano fundamental, la liquidez juega el papel que le caracteriza: se dispone de todo el capital a corto plazo para realizar compras en la medida que surgen las oportunidades de inversión.

    Explicados ambos planos básicos o fundamentales, podemos intentar contestar o tomar posición a tu duda:
    1. Ambos planos son distintos. Tú con tu duda, estas intentando establecer un tercer plano mezclando distintivos de los dos planos fundamentales explicados. De modo, que el dinero que utilices para amortizar hipoteca, no dispondrás del mismo para la compra de oportunidades que vayan surgiendo en el mercado de renta variable.
    2. Moviéndonos en el primer plano fundamental explicado, si la situación fuere de cancelar 40 mil Euros de hipoteca e invertir 20 mil Euros, nuestro razonamiento sobre la inversión es que derivado de la reducción de la cuota, podemos realizar aportaciones periódicas (cada 3 meses, cada 4 meses o cada año), y así continuar rentabilizando nuestro ahorro. Este es nuestro nuevo plano de inversión.

    Bueno, creo que me he extendido bastante. Esto no es más que una mera opinión, un punto de vista personal en el que tampoco he profundizado en las reflexiones que hago. De modo que como siempre, escucha otras opiniones.

    Un saludo a todos
    Valentin

  4. #3
    Anonimo
    26/11/07 01:38

    Es cierto que no se pueden dar consejos generales, pero si queremos ganar dinero y como es norma general no tener una masa critica lo suficientemente grande tenemos que recurrir al apalancamiento.

    Si con tipos hipotecarios cercanos al 5% y con deudas a muy largo plazo,si no podemos pagarlas con el retorno de nuestras inversiones, mejor nos dedicamos al parchis.

    Es sorprendente lo cobarde que puede ser la gente con el dinero.

    Y estoy hablando de inversiones de mendigo.

    Por cierto la historia del perro y su amo pertenece a "El maravilloso mundo del dinero y de la bolsa" Andre Kostolany, un libro muy recomendable.

  5. #2
    25/11/07 11:43

    Valent�n, muchas gracias por tus comentarios, me parece que arrojan enorme sentido com�n que, supongo que como en todo orden de la vida y tambi�n en el mundo inversor tambi�n es de aplicaci�n al menos a largo plazo.

    Y en el largo plazo es en el que se me plantea la duda, y s�lo en ese terreno me quiero mover, puesto que la alternativa es la de cancelar una hipoteca que evidentemente es a largo plazo (�alguien lo duda?) y, con dos matizaciones m�s: ya no existe el trabajo fijo (salvo para funcionarios y Rey -preguntad en Llanera-) y por otra parte, mi duda tambi�n es si puesto que toda cartera debe tener un % de Liquidez, dec�a Enrique Gallego que el andaba por el 35% y esta no da nada de rendimiento o muy peque�o, si no har�a las veces de liquidez la eliminaci�n de deuda.
    Much�iisimas gracias Valent�n.

    Alberto

  6. #1
    25/11/07 02:58

    Hola Alberto,

    Gracias por adelantarnos parte de los acontecimientos del encuentro de Rankia en Valencia. Ya estamos, todos los que no pudimos asistir, deseosos de conocer con más detalle como transcurrió el evento.

    Deseo ofrecerte mi opinión personal sobre la pregunta que expones al final sobre: que es más apropiado, si cancelar hipoteca o invertir en bolsa.

    La mayoría de las personas comienzan haciendo números y hacen una valoración al respecto. Sin embargo, aunque una valoración numérica es importante, creo que lo es aún más el razonamiento y el sentido común.

    En este sentido no te voy a ofrecer cálculo numérico, sino introducirte en el marco de mis razonamientos y mi sentido común, en espera que pueda serle útil a alguien.

    Comenzaré por decir que, al igual que toda persona precisa de una cartera de inversión personalizada, no hay ni puede existir una respuesta generalizada a tu pregunta que pueda ser válida para toda persona. Y me explico:

    Primer supuesto: Persona trabajadora por cuenta ajena, que ante un evento inesperado, por ejemplo una profunda deflación, se quede sin trabajo, haya invertido los 60 mil Euros en bolsa y en la deflación haya caído su inversión un 60%. Precise el dinero restante para pagar la hipoteca y liquide la inversión justo en su peor momento. Este sería un caso extremo. El del perdedor.

    Segundo supuesto: Persona con un puesto de trabajo prácticamente fijo y que ante una deflación su puesto de trabajo no corra riesgo de perderlo, como por ejemplo Médicos, abogados,... con un sueldo de varias veces el de un trabajador, con un temperamento inversor, y conociendo el riesgo de estar en bolsa. A esta persona, una caída de un 60% en bolsa le sentará mal, pero no le ocasionará estragos financieros.

    Estos dos supuestos pueden entenderse como una banda inferior y una banda superior. Ahora, cualquier persona que se encuentre ante la situación o pregunta que tu realizas, deberá conocer su sitio dentro de esta banda.

    Mi opinión personal, es que en el primer supuesto, independientemente de lo cara o barata que esté la bolsa, yo cancelaría la hipoteca, pues es un bien necesario y los trastornos que pudiere ocasionarme los “imprevistos” como no poder pagar la hipoteca por cambios de mi estado de salud o de trabajo pueden no merecerme la pena. Prefiero la tranquilidad ante posibles imprevistos de ese tipo. Y reconozco que la diversificación de la inversión en el tiempo, es decir, aportes regulares a la inversión en bolsa es relajante e importante, pero primero es lo primero.

    Escucha también las opiniones de los demás, que seguro serán muy interesantes.

    Un saludo
    Valentin

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar