Claves para que nuestro negocio crezca

Crecer con nuestro negocio no es tarea fácil, pero seguro que es uno de los objetivos que nos hemos propuesto. Existen factores claves que cada empresario debe conocer para aplicarlos y ser reconocido por los clientes objetivo.

Si nos conformamos en quedarnos como estamos, respecto a nuestro negocio, el concepto de éxito tal vez nunca lo presenciemos. Por ello, tanto por asegurarnos la rentabilidad como para crecer y no fracasar, debido a la incertidumbre actual, deberemos tener en cuenta una serie de factores que ayudan al crecimiento que nombraremos a continuación, los cuales ayudarán al triunfo empresarial y personal.

crecimiento_empresarial

Modelo de negocio: sostenible y escalable

El crecimiento está basado en ir subiendo escalones, uno a uno. Es decir, si creamos un negocio poco escalable, el crecimiento o no será posible o será muy difícil conseguirlo. Los modelos de negocio deben mirar hacia un abanico más amplio de empresas y mercados para el futuro.

El negocio en sí, para que podamos plantearnos la expansión, debe darnos márgenes de beneficios elevados. Además, la actividad a desarrollar no debe ser limitada debe haber capacidad ilimitada para producir. Un mercado como el de la construcción, en la actualidad, es muy poco escalable y muy pocas empresas lograrán crecer. Si lo hacen es que han marcado una enorme diferenciación de las demás empresas. Otro caso de empresas poco escalables son las asesoras o consultoras, es un simple intercambio de dinero por un tiempo limitado.

La fuente de ingresos cuanto más diversificada se encuentre más nos facilitará el crecimiento. El tiempo invertido también es un factor clave. Si ofrecemos un servicio que requiere un tiempo y una presencia personal, cuesta mucho crear márgenes de beneficio elevados. Es decir, abarcar los máximos clientes posibles en el menor tiempo.

Marketing

Debemos tener claro de antemano ¿cuál será nuestro mercado objetivo?, ¿quiénes serán nuestros clientes?, ¿sería recomendable tener clientes fieles?, ¿cómo posicionaremos nuestra empresa?, ¿qué calidad ofrecer?, ¿qué precios medios fijar?, entre otras muchas estrategias de negocio que ayudan a que el marketing dé sus frutos.

Si no definimos todas estas y más preguntas, nuestro marketing no dará los resultados esperados y la inversión realizada no serviría de mucho.

Si no lo intentamos nunca lo conseguiremos

Aquellas personas que se creen sus actos, se creen que pueden llegar al escalón más alto, son las que consiguen con mayor éxito sus objetivos. No significa que aquellas personas que no crean en su negocio ni en la posibilidad de crecer no lo consigan. Pero, si actuamos con mayor certeza y creyéndonos el éxito como algo palpable y que está al alcance próximo, actuamos de forma distinta, actuamos sin miedo.

Lo importante el identificar dónde está ese miedo, qué es lo que nos tira para atrás y afrontarlo con éxito. Actuar fuera de nuestro ámbito local es difícil nos encontraremos con muchas cosas, unas desagradables otras no, pero el objetivo está marcado.

La definición de estrategias de actuación y de conquista de mercados es importante y deberemos tenerlas claras.

Demostrar que lo que ofrecemos es único

En la mayoría de los casos no será el único producto o servicio del mundo, a no ser que hayamos innovado. Por ello, deberemos diferenciarnos del resto de competencia. La diferenciación se basa en añadirle al servicio o al producto complementos que el de los demás no contemplan.

El marketing educacional es aquel en el que se educa al próspero y haces que valore más tú trabajo. Pero, además conviertes al desconocido en amigo y lo atraes "a tú terreno" para convertirlo en cliente.

Las ventas

No se trata de vender nuestro producto final si no de venderle al mercado nuestro negocio y que lo acepte. Es decir, tener inversores. La negociación es difícil y en muchas ocasiones una parte acaba cediendo por la presión que la otra ejerce.

Pero si hablamos de que estamos vendiendo nuestro negocio, la presión la deberemos de ejercer nosotros.

Las ventas son la culminación de los esfuerzos llevados a cabo por el marketing. Vender llamando casa por casa es un fracaso. Debemos vender de forma solicitada con el cliente, es decir, una reunión o semejantes.

Hacerlo realidad

El mercado en el que vivimos es muy dinámico y si vamos dejando pasar el tiempo quizás sea tarde. Actuar lo antes posible nos llevará al éxito antes que si lo dejamos pasar. Quizás haya personas mucho más preparadas que nosotras en el mercado pero si no lo intentan nos están dejando vía libre a nosotros y debemos aprovecharlo.

 

¿En qué se basa el crecimiento de tu empresa?

 

Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar